JÓVENES ICONÓGRAFOS DE NUESTRA FAMILIA RELIGIOSA. (I)

A continuación presentamos con regocijo, los primeros iconos de nuestros jóvenes religiosos del Verbo Encarnado, que han querido servirse de este excelente medio, como es la imagen sagrada, para predicar la Palabra hecha carne y continuar la Epifanía de la Belleza de Dios en el mundo actual.

San Gabriel Ancángel. Icono pintado por P. Jaime Martinez Spezza IVE

San Gabriel Ancángel. Icono pintado por P. Jaime Martinez Spezza IVE

Padre Jaime Martinez Spezza IVE, hace pocos años que es sacerdote en nuestro Instituto del Verbo Encarnado, IVE y se encuentra actualmente, misionando en Medio Oriente. Les mostramos sólo algunas de sus pinturas que pudo enviarnos y que realizó cuando estuvo establecido en nuestro Monasterio contemplativo en Tunez.

Sigue leyendo>>

Fiesta del BAUTISMO DEL SEÑOR

Autor:  Jesús Castellano Cervera, OCD. de su libro “ORACIÓN ANTE LOS ICONOS”

Bautismo del Señor, esc. Novgorod1

Bautismo del Señor, esc. Novgorod

Texto bíblico: Mateo 3,13-17

El icono del Bautismo del Señor o de la Santa Teofanía, como llaman los oreintales a la fiesta de la Epifanía, es una imagen cristológica cargada de misterio y de significado salvífico. Refleja con fidelidad el episodio evangélico narrado por los cuantro evangelistas, con toda la importancia que le ha atribuido siempre la tracición oriental, sobre todo a través de las homilías de los Padre de la Iglesia como se puede ver fácilmente en las lecturas del oficio que la iglesia ofrece en los días que van desde la fiesta de la Epifanía hasta el Bautismo del Señor.

Nos adentramos en este misterio con la ayuda del icono para percibir todo el mensaje que viene de la narración evangélica, de la fiesta litúrgica y de la espiritualidad patrística. El icono lo recoge todo en una síntesis de símbolos y colores.

Sigue leyendo>>

MES DEDICADO A LOS ICONÓGRAFOS

ICONOS DEL MAESTRO PAOLO ORLANDO, Italia 

Autor del artículo del 23 setiembre ’14, “Iconografía y Tradición de la Iglesia”.

Natale. 2007.

Natale. 2007.

Perfil biográfico. Nació en Monfalcone y vive en Doberdò. Doctor en Teología en la Pontificia Universidad Santo Tomás de Aquino de Roma, inicia trabajando como redactor, conferencista y profesor de teología en la lengua rusa en el Centro Rusia Cristiana de Seriate, entrando de este modo en contacto con varias realidades eclesiásticas católicas y ortodoxas. Inicia el estudio de iconografía con P. Egon Sendler del Centro St. George de Meudon-París, convirtiéndose en su asistente. En el año 1982 decide dedicarse a la iconografía después de haber pedido y obtenido la bendición de Juan Pablo II en un casual encuentro personal. Se ha especializado en Moscú en el Instituto Grabar con A. Ovcinnikov y en San Pietroburgo, en la Academia teológica ortodoxa con A. Stal’nov y N. Bogdanov. Ha realizado pinturas sacras monumentales en varias localidades de Italia y en el extranjero.

 

 

Sigue leyendo>>

1º de Enero, “SOLEMNIDAD DE SANTA MARÍA MADRE DE DIOS”

Autor: Regina mundi, Corredentrice dell’umanità

OrantaLA VIRGEN ORANTE, O VIRGEN DEL SIGNO

El modelo de la Orante con las manos alzadas es una de las más antiguas representaciones cristianas conocida,  de la cual hay testimonios ciertos a partir de siglo IV, cuando, en las Catacumbas de Santa Agnese, aparece al menos dos veces. Incluso la tradición bizantina nos ha transmitido antiquísimos testimonios: una variante del icono aparece ya a partir del siglo VI: la Virgen es representada sentada en trono, mientras sujeta con ambas manos un oval en que se representa el Emanuel.  Es posible sostener que el modelo fue traído por los misioneros bizantinos  a Rusia ya antes del siglo XI.

El punto de mayor evidencia de este icono es el centro, donde un gran disco puesto entre el pecho y el vientre de la Virgen representa al Niño no todavía nacido, vestido,  bendiciendo e irradiando luz. Los brazos de Jesús están abiertos en signo de acogida hacia la humanidad, mientras que con ambas manos bendice. El icono representa la conocida profecía de Isaías: “El Señor mismo va a daros una señal: Mirad, una virgen concebirá e parirá un hijo, al que pondrá por nombre Emmanuel” (Is. 7,14), con un pasaje del primer Libro de los Reyes: “¿Habitará Dios con los hombres en la tierra? Si los cielos y los cielos de los cielos no pueden contenerte, ¡cuánto menos este templo que yo te he construido!” (1 Re 8, 27). Mientras que el templo no consigue contener al Señor, la Virgen María en cambio, en la cual Dios ha hecho maravillas, contiene al Señor del Universo.

 

Sigue leyendo>>

25 de diciembre, EL NACIMIENTO, Escuela de Ruvlev, siglo XV (Moscú, Galería Tretyakov)

Autor: R.P. Alfredo Sáenz S.J. Del Libro: “El icono, esplendor de lo sagrado”

El Nacimiento, de Andrei Ruvlev.

El Nacimiento, Escuela de Ruvlev, s. XV (Moscú, Galería Tretyakov)

 

Si la representación navideña del occidente resalta preferentemente la adoración del Redentor recién nacido, por parte de los hombres, que no es sino la consecuencia de aquel hecho salvífico, el mundo bizantino representa el hecho mismo del “Verbum caro factum est”, o mejor, el misterio que se esconde tras el hecho. Bajo el influjo franciscano, la Navidad en Occidente se presenta de una manera más pintoresca, con la figura popular del pesebre, donde el hombre-Dios se destaca más que el Dios-hombre. El Oriente filtra muy severamente toda  emotividad en aras del contenido mistérico, poniendo el acento sobre la inefable autolimitación de Aquel que no conoce límite alguno. En María, la creatura da a luz a su propio Creador. Dios se hace hombre para que el hombre se haga Dios. La filantropía divina culmina en la deificación del hombre.

Sigue leyendo>>

¡FELIZ NAVIDAD…!!! CATISMAS DE NAVIDAD. Catecismo en imágenes

Autor: Del vídeo “Catismas de Navidad, del canal https://www.youtube.com/watch?v=8DUbiglqm9w

1er. Catisma

Vamos, fieles, a mirar donde el Rey Jesús nació,

atraídos por la luz de la estrella que nos guió,

con los magos reyes del oriente.

Ángeles alaban allá sin cesar;

Juntos los pastores no dejan de cantar:

“En las alturas gloria, al que ha nacido en una gruta.”

Hoy nace Cristo Jesús, en la ciudad de Belén, de la Virgen doncella!

 2o Catisma

“¿Qué fue aquello que te asombró?” Y María respondió:

“Que en el tiempo doy a luz al Señor intemporal

y no comprendo el gran misterio:

¿Cómo una Doncella podría concebir?

¿Quién ha visto tal virginal concepción?

Mas, cuando Dios desea, lo natural es sometido.”

¡Ha dado a luz al Señor, la Virgen Madre de Dios, en Belén de Judea! 

Sigue leyendo>>

LA ANUNCIACIÓN DEL SEÑOR, Himno Akáthistos

Autor: P. Jesús Castellano OSB

Anunciación del Señor. Andrei Rublev

Anunciación del Señor. Andrei Rublev

HIMNO AKÁTHISTOS

(Del griego akathistos significa no sentado; de pie). Es un himno del Oficio de la Liturgia Griega – en honor de la Madre de Dios. El título es uno de eminencia; dado que, mientras en otros himnos similares se permite a la gente sentarse durante parte del tiempo, este himno parcialmente se lee, parcialmente se canta, todo de pie).

Poesía y teología litúrgica 

Los Padres de la Iglesia han comentado exhaustivamente este episodio en Oriente y en Occidente. San Bernardo pone en vilo toda la creación ante la respuesta de María. El Himno Akáthistos entrelaza las alabanzas a la Virgen y la narración poética del misterio en estas cuatro secuencias poéticas:

 

Sigue leyendo>>

LA MADRE DEL VERBO ENCARNADO ES LA QUE POSIBILITA EL ICONO DE SU HIJO

Autor: P. Alfredo Sáenz S.J. De su libro: “El icono, esplendor de lo sagrado”

LA VIRGEN DEL SIGNO

LA VIRGEN DEL SIGNO. “El Señor mismo os dará un signo: Mirad, una virgen concebirá y parirá un hijo, al que pondrá por nombre Emmanuel” (Is. 7,14)

El Kontakion del Triunfo de la Ortodoxia canta: “El Verbo ilimitable del Padre se ha hecho limitable encarnándose en ti, Madre de Dios”.

El instrumento por el cual el invisible se hace visible, el Inmenso se estrecha, no es otro que María. Es ella quien le dio la “abreviación” al Verbo. Lo dice admirablemente San Teodoro: “Si es ilimitado quien procede del Padre ilimitado, será por cierto limitado quien procede de una madre limitada… Cristo tiene las propiedades de uno y otro nacimiento, y así es ilimitado y limitado”[1].

Sigue leyendo>>