LA PUREZA DE CORAZÓN, REQUISITO INDISPENSABLE DEL ICONÓGRAFO

LOS ICONOS, EPIFANÍA DE LA BELLEZA DE DIOS. Iconos de la Escuela de Iconografía PROSOPON

Marcela (10)

CRISTO PANTOCRATOR, OBRA DEL MAESTRO VLADISLAV ANDREJEV

El bellísimo Pantocrator que estamos viendo en primer lugar es del Maestro Vladislav Andrejev fundador de la Escuela PROSOPON, cuya interesante biografía presentaremos proximamente en nuestro blog. Los iconos que están más abajo son obra de un discípulo de dicha escuela.

VIRTUDES DEL ICONÓGRAFO

Por H. PFEIFFER, S.J. Del libro: L’immagine di Cristo nell’Arte”, Città Nuova Editrice, 1986.

La pureza del corazón del artista es una de las condiciones para realizar un auténtico retrato de Cristo. En los Hermanos Karamazov de F.M. Dostoevskij, el starec Zosima expresa la conciencia de la Iglesia oriental respecto a tal problema. Al monje le es dado recibir en su alma la imagen de Cristo y de transmitirla a los otros, así como la Iglesia lleva en sí y transmite el sacerdocio[1]. El monje significa aquí una persona que se ha purificado en la ascesis, de acuerdo a Discurso de la Bienaventuranzas: “Bienaventurados los puros de corazón, porque verán a Dios” (Mt 5, 8).

 

Divna Ljubojevic: “Virgen Madre, Alégrate…!!!”:   <a href="http://www.youtube.com/watch?v=AE1FzSC8DBs?hl=en"><img src="https://i1.wp.com/iconos.verboencarnado.net/wp-content/plugins/images/play-tub.png?w=800" alt="Play" style="border:0px;" data-recalc-dims="1" /></a>

Si tiene talento para convertirse en artista, el monje está entonces capacitado para visualizar mediante líneas y colores esta visión interior,  para que se agregue todavía otro elemento: la santificación de la materia.

Nuestra Señora de la Ternura 2012

LA VIRGEN DE LA TERNURA, ELEUSA. Obra de un discípulo

La imagen hace presente al representado en el sentido más literal de la palabra. Sólo una materia santificada y divinizada está en grado, según la concepción oriental, de convertirse  en lugar de la presencia de Dios[2]. Pero la santificación de la materia se hace posible a través de la Eucaristía. El cristiano, haciéndose uno con Cristo en la Comunión, deja que el Sacramento obre plenamente en él y con él, es recibido en Cristo no sólo espiritualmente, sino incluso corporalmente y participa luego de la naturaleza divina de Cristo. El artista, a través de la Eucaristía hecho partícipe en el cuerpo y en el alma de la divinidad de Cristo, está en grado de santificar incluso la forma y la materia de su obra. La divinización de todo lo creado, iniciada con la Encarnación, es constantemente proseguida en la Comunión eucarística. En la profundidad de tal fe, se hace comprensible como Cristo pueda estar presente a través del icono y, a través  de él, mire la persona que la venera.

Estos elementos –el vínculo tipológico del verdadero rostro de Cristo, la visión de su figura en el hombre puro de corazón y la traducción de tal visión en la materia pictórica- permiten que se produzca una imagen.

 

 

[1] I Fratelli Karamazov, parte II,  libro VI, par. 3. 1º discorso delo starec Zosima: “Essi (i monaci) nella loro solitudine conservano l’immagine di Cristo como qualcosa di magnifico, non deturpato, nella pura divina verità…” (nostra traduzione).

[2] La produzione iconica è necessariamente legata alla liturgia della Chiesa d’Oriente. “Né la técnica della pittura d’icone né i materiali adoperati possono essere casuali rispetto al culto”, cosí asserisce Pavel Florenskij, in Le porte regali.  Saggio sull’icona, Milano 1997, p. 105.

 

Marcar el Enlace permanente.

9 comentarios

  1. Hermoso tesoro, estos iconos que ha compartido Padre Agustin….el Pantocrator que se ve en primer lugar es de una belleza y luz sobrenaturales….
    Me lleva a pensar lo que ha compartido,…que se requiere una preparacion especial del corazon del iconografo…
    La oracion, la Eucaristia,…la disposicion interior que abrira el canal desde y hacia Dios..

  2. Leyendo lo de la pureza del corazón del iconografo pienso dentro de mi ,que grandeza ,mi Dios de la que voy a participar sin merecerlo y recuerdo las palabras de Pedro cuando dice “alejate de mi Señor que no soy digno de estar en tu Presencia”. Luego contemplando el Pantocrator me muestra el vigor de la musculatura de su cuello y frente ….al rato me dice “rubí” .Y con la imagen de Maria como a modo de respuesta “Yo te he llamado” .

  3. GRACIAS X COMPARTIR TANTA BELLEZA BENDICIONES

  4. Padre Agustín, esta reflexión acerca de:La pureza del corazón, requisito indispensable del iconógrafo, debería abrir sus curso de iconografía, puesto que el iconógrafo debe llevar el alma limpia en las manos y ofrecerse al Señor para que Él haga según su voluntad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *